Como os dije la semana pasada, ya estoy de vuelta para mostraros dos regiones del noroeste de Namibia que me encantan.

Para visitar la región del Kaokoland, una opción es salir del Parque Nacional de Etosha por el oeste y trasladarse a la ciudad de Opuwo. No se que parte es la que más me impresiona de la región, si sus increíbles paisajes,  la posibilidad de toparme con elefantes del desierto o los poblados de tribus himba y herero que la habitan.

Para los himba está permitida la poligamia, sin limitación en el numero de mujeres. La  unica regla es que el hombre no puede pasar mas de dos noches seguidas con la misma mujer. Es posible que los himba no tengan estudios, pero tontos, tontos, yo no los veo.

Os contaba el otro día que para regresar a Windhoek, tenía por delante 700 km por pistas y otros 500 por carretera, asi que decidí tomármelo con calma. La verdad es que el camino merecía la pena el esfuerzo, tanto la región del Kaokoland como el Damaraland.

Los primeros 200km los pasé disfrutando y alucinando con el paisaje. Aunque con algo de miedo por si pinchaba, no se ve un alma que pueda echar una mano, la densidad media es de 1 hab por cada 2 km²

Por el camino me encontré con tres pelirrojas altisimas que estaban mediodesnudas haciendo autostop. Como eso solo sucede en los sueños y en las pelis porno, decidí pararlas. Y asi cumplí con ese sueño que todos los hombres hemos tenido alguna vez, aunque os aseguro que no era como yo siempre lo había imaginado. Bueno, el caso es que las llevé a su poblado.

 

 

 


Y en que momento se me ocurrió llevarlas, (y no me gusta hablar mal de unas señoritas), porque  aparte de pringarme el coche de color rojo, me dejaron un tigrillo…, que olor!, me tuve que tirar los siguientes 200km conduciendo como los perros, osea sacando la cabeza por la ventanilla.

No es extraño que huelan “intenso” si su aseo diario consiste en embadurnarse con un polvo de ocre rojo que mezclan con manteca de vaca. Sólo se lavan una vez en la vida, el día de su boda, un detallazo…

A esta chica la pongo, porque me parece un cañón

Bueno, vamos a seguir por las pistas hacia el Damaraland, en el sur. Poco a poco el paisaje se va convirtiendo cada vez mas seco.

Aparte de encontrarme con muchas gacelas Springbox y alguna jirafa que otra en mitad del camino, esta zona es refugio de los elefantes del desierto.

No pongo las fotos de los elefantes, porque ya no me acuerdo si ví uno o ninguno, que me liao…

El camino pasa por Sesfontein, un pueblo habitado por mayoria herero, que conviven en la zona con los himba.Las mujeres van vestidas  así a diario, no solo los domingos. Lo que daría yo por poder ver el fondo de armario de una mujer herero, tiene que ser curioso…

Los últimos 400km de camino, ya estaba yo necesitado de asfalto, ni ganas para echar una foto, aunque el Damaraland es tambien impresionante.

Esta zona que os he mostrado si que es considerada la ultima fontera. seguro que hay aldeas que nunca han visto a nadie mas. Aqui te puedes sentir como el explorador ártico William Parry, que en 1821 cuando se encontró en la isla de Baffin con un grupo de Inuit que se creían que eran los únicos habitantes de la tierra, le preguntaron: Vienes del sol o de la luna?

 

 

 

 


No dejeis de sentiros asi.

Acostumbrado a los países del sahel, tengo que reconocer que este país es chocante. No es para menos, no hay suciedad en las calles, algunos edificios paracen alemanes, me alojo en un hotel cerca de la calle bismarckstrasse, etc
Vamos, que creí que me habia equivocado de vuelo y estaba en pleno Babiera, que susto…

Como mi trabajo era entre la ciudad de Windhoek, y la frontera de Angola poco he visto, pero lo poco que he visto esta vez, os lo enseño.
En Windhoek es mandatory ir a tomar carne de animal salvaje al Joe´s Beerhouse, pero está tan buena, que después ya nunca más verás a los animales con los mismos ojos, ya no verás la belleza de la naturaleza en estado puro, etc , etc, solo verás brochetas…

Por ejemplo, en esta foto, no sé que vereis vosotros, yo solo veo un par de brochetas de orix
muy tierno el fillet de antílope sable…

El rinoceronte negro no hay quien se lo coma, ni en carpaccio. Y eso que en el pasado fue muy perseguido por que se pensaba que su carne proporcionaba vigor sexual (por aquello de que su acto sexual dura más de una hora dale que te pego, sin parar, ja! fantasmas…que levante la mano el que se lo cree).

Otras comidas típicas son el biltong, la tradicional carne de caza a la barbacoa o Braai y el maíz, pero vamos, nada que yo cambie por la tortilla de patatas

Dentro de la ciudad, parte de nuestro trabajo estaba en la barriada marginal de Katutura, (que significa algo así como “nosotros no tenemos una residencia permanente”), esto ya me recordaba más al África que conozco.

También el trabajo nos llevó al bar Pharaos, al Cubano, y al Chez Ntemba, la noche me confunde, (sobre todo en éste ultimo), a tomar gintonis (por sus efectos preventivos contra la malaria, claro), pero de esto no hay reportaje gráfico.

La otra mitad del tiempo la pasé intentando entrar en Angola, en la ciudad fronteriza de Oshikango.

El camino a la frontera esta plagado de “termiteros catedrales”. Se construyen con una mezcla de saliva,  tierra y excrementos y pueden ser tan duros que para derribarlos es necesario usar explosivos. Por si hay algun joven explorador leyéndome, le diré que siempre se orientan al norte.

Por cierto que yo no sé en que estaban pensando las termitas que construyeron este termitero, pero la mente un poco sucia, sí que la tenian…

Ya os contaré mis desventuras intentando entrar en Angola en vano, que no me permitieron entrar en el país con Jorge para continuar la misión

Asi que decidí regresar a Windhoeck haciendo un recorrido por la tierra de los Himba, asi se me pasaba la rabia que me había dado dejar solo a Jorge ante el peligro.

Para ello me trasladé a la localidad de Opuwo, base perfecta para recorrer el Kaokoland, una de las últimas áreas vírgenes que quedan en el sur de África. Es una zona de paisajes de montaña increíbles, hogar no solo del pueblo Himba, sino también de los famosos elefantes del desierto.

Que mala suerte tuve, que el Lodge que econtré tenia una infinity pool con impresionantes vistas a las montañas. Este trabajo mio es lo que tiene, es un sin vivir y me tengo que adaptar a todo tipo de ambientes…

A la mañana siguinte inicié el camino de regreso, mas de 700km de camino por una zona impresionante hasta poder coger una carretera asfaltada.

Los primeros 200km los pasé disfrutando y alucinando con el paisaje.

parando a ver como vivian los himba en las aldeas que encontraba por el camino

Los siguientes 200km ya empezaba a sentir cansancio ( osea que empezaba a estar hasta los c…. de tanto camino), aun así seguía parando para ver las tribus himba.

Me acabo de dar cuenta que me está saliendo una entrada demasiado larga, asi que por si no os habeis cortado todavia las venas, voy a parar aqui, y en un par de días os enseño el recorrido tan bonito que hice por la region del Kaokoland.

14. febrero 2012 · 3 comentarios · Categorías:Uncategorized · Etiquetas:

Aunque ahora estoy en Namibia, esta entrada la empece a escribir en Madrid, un dia de perros, que no apetecía ni salir a tomar un vino a El Lateral (recordar aqui podria ir vuestra publicidad). A veces, en días así, me entra un ataque de nostalgia y me pongo a mirar recuerdos africanos. Antes, si algún pobre diablo pasaba por casa, le daba la tarde contándole viejas historias africanas. Ahora es mas fácil para todos, porque las cuelgo en mi blog y podeis huir con tan solo hacer un click.

Asi que prepararos, que os voy a contar uno de mis viajes por la provincia del Extremo Norte de Camerún,

Esta parte del mundo hace frontera a través del Lago Chad con Nigeria y Chad en una zona increíblemente bonita, pero de muy difícil acceso.

Al norte del país esta la ciudad de Kousseri, a cuyo mercado yo solía acudir desde Ndjamena a comprar porque la comida tenía mejor pinta…

Estaba tan acostumbrado a cruzar la frontera de Kousseri que ya no sellaba la entrada en el país procedente del Chad. En uno de esos días, íba con Chechu, que para sorpresa de los chadianos, había venido hacer un poco de turismo. (Es increíble que uno de los países más bonitos del mundo tenga tan poco turismo).

Recuerdo que le dije al cruzar la frontera: “Vamos Chechu, que no creo que pase nada por no sellar la entrada en el pais”.

Una vez atravesado Kousseri, se encuentra el parque de Kalamalué. En este parque es muy facil encontrarte con numerosos grupos de elefantes. El parque es muy pequeño y se puede recorrer andando. Soliamos acercarnos bastante a los elefantes, hasta que uno de ellos hacía ademán de embestir, avisándonos así que ese era nuestro límite

Esta foto la tomé segundos antes de que nos embistiera

Más hacia el sur, a un par de horas en coche, (si no pinchas) está el Parque de Waza, el mejor del país. Leones exisitir no existen, pero haberlos haylos, osea que no los vi, pero sí tuve la suerte de ver a unas girafas echar una carrera a nuestro 4×4.

También es fácil ver grupos de antílopes ruanos, como estos de la foto

Todo iba segun lo planeado, (esto era fácil porque como no había planes…), bueno, todo iba bien, que no es poco…

Llegamos al Lago Maga, junto al río Logone, donde contratamos una barca a unos pescadores que nos llevaron a ver una colonia enorme de hipopótamos

Por aquí merece la pena ver el mercado de Pouss y las casas de los Musgum, que pueden llegar hasta los 10 metros de altura (me refiero a las casas, ellos son mas pequeños). En este poblado habia algo que parecía una olla enorme, no quisimos preguntar para que era, ni cual era el menú del día, pero nos marchamos rápidamente…por si las mosquis

Desde aquí hasta Maroua, la capital de la provincia, el camino no tiene desperdicio, puede ser corto si vas por carretera,

o un pelin mas laaaargo si coges uno de mis atajos, y más en la epoca de lluvias

Así que decidimos atajar, para poder conocer más aldeas, pinchar un par de veces, encallar en el barro, despertar a toda una aldea musgum para que nos ayuden a sacar el coche del barro, volver a encallar, deslizarnos por el barro, etc etc

Al final llegamos a Maroua a las dos de la mañana, directamente para ser detenidos por la policía en un check point de entrada a la ciudad. Nos llevaron al cuartelillo y nos obligaron a pasar la noche.

Todo por no llevar el sello de entrada en el pasaporte, mira que se lo dije a Chechu, que desastre…

Como no quería alojarme en una cárcel camerunesa y salir de ella virgen por delante y mártir por detrás, acepté a darle al policía 50 euros en concepto de explicaciones, que le convencieron para ponernos el sello y dejarnos marchar.

Después hicimos una rápida visita por las montañas Mandara, pues yo queria conocer al rey del poblado Oudjila, que tenia 49 esposas y 112 hijos (ahora tendrá más, pues ha llovido bastante desde entonces).

Una vey comprobado que el citado Rey estaba seguía hecho un chaval, nos pusimos en marcha hacia la frontera, pues teniamos que regresar a casa al dia siguente.

La verdad que no es una historia muy allá, pero al menos ha servido para manteneros a alguno sin hacer click hasta el final. ( porque hay alguién ahí, no?)

Y ahora os dejo que me voy a pegar una carrerita para hacer hueco a un solomillo de Springbox en el Joe’s Beerhouse de WIndhoek. Y luego como es mandatory, lo empujaré con un gin tonic.

Ay, que perra vida ésta….

Hoy voy a hacer un recorrido por algunas zonas de Senegal, empezaré por Dakar y sus inmediaciones, asi que con permiso (y sin él) de los rebeldes del MFDC, me dejaré lo que mas me gusta de Senegal, La Casamance, para la proxima vez.La verdad es que ya hace casi un año de la última vez que estuve, pero es que Dakar…algo tiene.

En la ciudad puedes hacer mil cosas, salir a cenar a Chez Katia, petrolearte en Ozio, hacer que bailas mbalax en Le Patio, perder la cabeza en el Texas, reencontrarla en el Scala (bueno, no, aquí la vuelves a perder, fijo)………,

Y por la mañana, si no bebiste muchas flags (cerveza local) la noche anterior, puedes incluso visitar la Isla de Goré, (Patrimonio de la Humanidad) de donde salían los esclavos en dirección a América, presenciar un combate de lucha senegalesa,  comprar en el mercado Kermel o simplemente, al atardecer, ir a la corniche a ver regresar a los pescadores en sus pirogues. Para salir de Dakar, situada en el extremo de la Península de Cabo Verde, hay dos opciones: La primera opción es hacer un estudio de las mareas (ojo, que te puedes quedar atrapado) y salir por la playa de Yoff. Madrugarás, pero merecerá la pena.Por la playa, si has hecho el estudio (repito, ojo….), llegas al lago Rosa enseguida. Este lago salino es donde llegaban los del París-Dakar, y todavía siguen llegando los viejos rockeros del África Race. Aquí te puedes dar un baño al estilo Mar Muerto o lago Assal.

Mas al norte se atraviesan pueblos de Pescadores como éste de Kayar, y las mini dunas de Lompoul, donde te puedes quedar a pasar la noche a “la belle etoile”, o seguir por la Lengua de Barbarie hasta Saint louis. La otra opción es salir por carretera a través del cuello de botella de Rufisque, “el infierno”, creedme, nunca habéis estado en un atasco así…., Después de unas cuantas horas se llega a Thies y de ahí salen las carreteras hacia el resto del país. Hay una tercera opcion, es que tengas un amigo piloto, (con avioneta, claro), entonces despegas del aeropuerto de Dakar y estás tumbado en la playa de la Petite Cote en media hora, despues de un vuelo impresionante por la Reserva Nacional de Bandia y sobre los bosques de baobabs (ah!!, es bueno ser Rey….) Hablando de Baobabs, os he dicho que es uno de mis árboles preferidos?. Cuenta la leyenda que era un árbol muy vanidoso y por eso Dios lo castigó plantándolo del revés. Va a ser verdad, porque sus ramas parecen raíces En Senegal son todo un símbolo, hay miles de ellos. Dicen que en Senegal está el baobab mas ancho del mundo. Digo yo que será este De su fruto, el pan de mono, (parecido a un melón) obtienen una bebida, el Bui, que no solo está muy buena, sino que además tiene mucha vitamina C y dicen que sirve como remedio contra la diarrea y la malaria (pero vamos, mejor tomar la pastillita de la malaria) Una vez alcanzado Thies, a mi me encanta la ruta hacia Kayes, en la frontera con Malí. estas fotos las tomé en una de las aldeas del camino, donde estuvimos trabajando. Si por el contrario vas hacia el sur, pasas la zona turista de las playas de Saly, que no me gusta nada, nada, y en un par de horas está el Parque Nacional del Delta del Saloum, que os va a encantar y lo recomiendo para hacer una escapada romántica. Yo, como fui con Justi, no fue lo mismo, todavía no estoy preparado para dar ese gran paso… Aquí se encuentra uno de los cementerios mas bonitos que he visto nunca. Algo así de mono quiero para mi para cuando la palme, aunque la verdad, todavía no tengo mucha prisa por que llegue ese momento. Para moverse por el Delta hay que ir en bote. Antes de embarcar hay un lugar increible (por poco dinero, aqui podría ir la publicidad de su restaurante) para tomarse una flag bien fria y probar el Thieboudienne, el plato típico senegalés a base de arroz, tomate y pescado. Aunque el mejor lo he tomado en casa de Jandri…y no sale en las guías. Por el interior, hacia el sureste está el Parque Nacional de Niokolo Koba, la tierra de los Bassari, que tambien es muy bonito, pero no hay muchos animales, yo creo que he visto mas fauna en algunos garitos de la noche madrileña.Es impresionante el estress que me trasmite esta foto.

Una vez pasado el Delta, por la costa, se encuentra Gambia y mas abajo otra vez Senegal y la Casamance, un poco turbulento desde hace unos años por un movimiento rebelde, asi que no será dificil encontrar controles militares. En la Casamance abandonamos la zona de los Wolof y nos adentramos en territorio Mandinga, los grandes brujos y hechiceros del Senegal. Me gusta este pueblo que todavía se agrupa en sociedades secretas. Aquí me tratan como a un primo lejano, pues aunque parezca extraño, mi apellido, Conde, es totalmente Mandinga y está muy difundido por esta zona, y mas aún por Guinea (Conakry). Desgraciadamente, solo me parezco a ellos en el apellido y en lo ancho de mi nariz. Para que veáis el gran parecido que tenemos, aqui os he puesto la foto de algunos de esos primos mios lejanos… y aqui os dejo, en mitad del camino. Ya os lo terminaré de contar, o si preferís, os invito a que vengais conmigo a descubrir esta parte del mundo y lo veais con vuestros ojos. Que tengais todos un feliz año. El mio, si Dios quiere, se presenta sin mucho dinero pero lleno de viajes por Africa. Ya veremos, lo dicho, si Dios quiere, Insha´Allah.

Tres de la mañana en el aeropuerto de Bamako. Esto de viajar por la patilla, a veces me lo cobran en carne. Se me ha ocurrido escribir en mi egoblog, a ver si así me mantengo despierto, (no se si a vosotros os mantendré igual). Hoy quería escribir mas sutilmente, pero me temo que va a volver a salir el cromagnon que llevo dentro. Da igual, estoy contento, pues esta vez el deseo de regresar es mas fuerte que el de quedarme, la Navidad es lo que tiene. Así que vuelvo a casa….

Si hasta tengo ganas de ir a trabajar el lunes, algo bueno me esperará digo yo, me encantan los lunes y la madre que los parió. Espero que haga calorcito en España

Hoy quiero mostraros algo de Bamako y sus alrededores.

Empezaré por el gran mercado, si me dejan los mosquitos, que me están acribillando.

Como buen mercado africano, en él puedes encontrar de todo, y si no lo tienen, te lo hacen. De tradición animista, hay una zona en la que venden para amuletos y rituales, huesos, cabezas y restos de todo tipo de animales, desde pieles de león, que no sabia que había en Mali, hasta restos de elefante, que si que los puedes ver a su paso por Hombori ya que realizan entre Burkina y Mali la migracion de mamiferos mas larga del mundo.

Esto que venden estas señoras son nueces del árbol de cola, (puticola) que dicen da vigor sexual, aunque están tan malas que creo que no compensa…Ojo, que solo las probé con fines experimentales

Risking my life, me subí a un sitio alto, para disfrutar del espectáculo, y de paso apartarme un rato de la corte de vendedores autoasignados que orbitaban a mi alrededor. A ver si os gustan las fotos que tomé:

Esta es la calle de acceso al mercado

Aunque ésta calle de la impresión de caos,que lo es…,  están mucho mas avanzados que nosotros en seguridad vial. Un ejemplo de ello es este revolucionario prototipo de airbag para motoristas que están desarrollando y cuyo piloto de pruebas pude fotografiar. Miedo me da que se implante en Madrid

Las amotos son el medio mas popular de transporte en el país, es muy peligroso, hay un ejercito de motoristas implacables. Yo mismo tuve que usar alguna para cumplir alguna “mission undercover”

Por cierto que aquí venia de ver donde vamos a vivir el próximo mes de febrero y marzo. Pongo la foto, no he identificado ni la infinity pool con vistas al Níger ni el desayuno buffet, sigo buscando pero mal me veo…

El río Níger atraviesa la ciudad. En la parte norte está la zona del hipódromo, con sitios como la terrace, byblos o Ibiza, que no están nada nada mal, pero al otro lado….por la noche se oyen tocar los tambores de guerra, hay que ir…

Bueno este es el rio que separa las dos mitades

Me ha quedado chula esta foto en blanco y negro eh. Este río es navegable para barcos de pasajeros desde Koulikoro, que hace las veces de puerto de Bamako. En ellos puedes llegar hasta Gao pasando por Tombuctú, pero solo en los meses siguientes a la epoca de lluvias. Para el resto del año hay que salir desde Mopti ( ver mi maravilloso reportaje fotográfico anterior) pues el río está muy bajo.

Estas fotos las tomé en el puerto de koulikoro, y esta ultima, no dice nada, pero me encanta el color que tiene, así que la pongo

Quería hacer ahora un recorrido por las aldeas senufo del sur del país, pero casi que lo voy a dejar para el próximo día.

Entre la juerga de ayer y lo tarde que es, me encuentro como si a mi cuerpo y alma le hubieran dado la vuelta como a un calcetín. Quería regresar a casa pero ha sido despegar y ya empiezo a echar de menos Africa. Mi cuerpo, hecho una piltrafilla va camino de casa, pero mi mente se ha vuelto a quedar allí, como el harmatan, ese polvo del desierto en suspensión que envuelve el sahel en esta época del año y nunca se va…

Ya estoy de vuelta. Como os decía, dejamos el Níger y nos trasladamos al País Dogón.
El camino esta plagado de termiteros, que a mi me recuerdan bastante a la mezquita de Djenne y la arquitectura sudanesa.
En la ciudad de Bandiagara contratamos a un guía local muy bueno, (entre guías no vamos a putearnos), que ese mismo día nos acompañó a visitar los poblados de Djiguibombo y Telli.

Llegamos muy tarde por culpa de otro pinchazo, y nos alojamos en la terraza de una casa de la aldea de Telli. Nos acostamos con el bello canto (bello la primera media hora) de las Gallinas de Guinea y de los Burros de Mali (que sospecho que tienen vuvuzelas porque hacían el mismo ruido).
Treinta y un minutos mas tarde, cuando vi que estaba a punto de asesinar a la fauna local, decidí ponerme los cascos, y con las “lagrimas negras” del Cigala de fondo, conecté mentalmente a través de mi “wifi personal” con los que me gustaría poder compartir esa noche tan especial, y me dediqué a disfrutar de otra noche africana al raso.

Como llegamos de noche, me desperté ansioso por ver donde habíamos dormido, y esto es lo primero que vi ( bueno, lo primero que vi fue a Chechu)  en dos palabras: cojo-nudo:

Si además hubiera podido tener un desayuno buffet, habría llegado a llorar, ay mi Benson como te he echado de menos

Esta zona fue habitada en un primer lugar por los Tellem, que eso significa su nombre en lengua Dogón, “los que estuvieron antes”. Los Tellem fueron expulsados por los Dogones, que vivieron durante siglos parapetados en este lugar tan recóndito, resistiendo las diferentes invasiones, manteniendo sus tradiciones y cultura intactos. Primero vivieron en la falla y cuando pasó el peligro se fueron bajando al valle.

Aqui me pillaron por sorpresa y me hicieron un “robao”. La pongo para mostrar mi lado mas humano.

Algun dia os contare la historia de las marcas que se ven en los baobabs

Después visitamos las aldeas de Kani Kombolé, Endé y Nombori. En todas las aldeas las mujeres se dedicaban a la misma tarea. Parecia claro que para comer no nos iban a poner “eclosion de verduras con tortilla desestructurada…” sino que iban a darnos otra vez “to” (plato tipico con mijo), que no es lo mismo que “de tó”.

Sabéis que los dogones tienen 82 dialectos diferentes?, pues manda narices que ninguno se parece al español, y así nos va, claro… No hay manera de explicarles que por favor, mi comida sin cebolla.

Al final, pudimos salir del pais Dogon. Un poco tarde, pero no porque quedaramos atrapados en las dunas (que tambien), sino porque se tiran diez minutos con cada saludo, y saludan a cada uno que se cruzan preguntandole por la salud, la salud de la abuela, la familia, los negocios, el viaje, zapatero, si el madrid es campeon de liga, la crisis, etc , y  a todo contestan con la letania  “Sha o”.

Después nos dirigimos a la frontera con Burkina Faso, pues queríamos ver la mezquita de Bobo Dioulasso y visitar la tierra de los Loby, pero esa cagadilla ya es parte de otra historia

Y hasta aquí esta otra parte del viaje. Mañana mas. Cualquier coincidencia entre lo que tenia planeado antes de salir y lo que nos deparó el viaje, ha sido mera casualidad. Quizá sea esta la razon por la que me gusta tanto viajar por Africa…

Este esta siendo un viaje diferente. Antes de salir, me avisaron de que aumentaba el riesgo de secuestro, especialmente en el norte, haciendo peligrar nuestra misión. Detallito sin importancia que se me olvidó comentarle a mis compañeros (Justi y Chechu), para evitarles sufrimientos innecesarios. Asi pues, decidimos ir al norte, pero jugando al despiste para evitar que nos secuestraran los malos.

Nadie sabría cuales eran nuestros planes de cada dia, ni nosotros…

No paso mucho tiempo tras iniciar el viaje, cuando la mala suerte acompañaba al gafe del grupo, que por supuesto, no soy yo.  Pinchamos una rueda, y poco después, la de repuesto. Así que irremediablemente quedamos al desamparo de la sabana. Cuando mas jodido estabamos, fuimos presa de una aparición…

La  verdad es que se marchó y seguiamos igual de jodidos, pero al menos durante cinco minutos disfrutamos de su compañia. Si ademas hubiera sido mecanica de automocion, habria sido la leche

Nuestros planes para hacer noche en Djenne, definitivamente dieron al traste.  No tuvimos más remedio que esperar al amanecer en la ciudad de San. Alli, Justi y Chechu se hicieron pasar por dos locales para darnos seguridad junto a la mezquita, mientras yo llevaba el coche a arreglar

En la mezquita de San, decidi ponerme mi afamado forro polar azul, para que mis grupos de Kananga me pudieran reconocer… ahí va la foto!!!… dedicada

esa noche dormimos en el hotel Teriya, soñaba con un gin tonic en copa de balon, pero no tenian ni gin, ni tonic, ni copa, ni balon. Al menos la cerveza estaba bien fria

No pudimos llegar al mercado de la ciudad de Djenne, que es cada lunes, pero da igual, son todos muy parecidos,  seguro que se parecia mucho a este de Koutiala.

Lo que yo queria ver era esto:

De arquitectura sudanesa, la merquita de Djenné, es la mayor mezquita de barro del mundo, declarada patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Cada año, al finalizar el Ramadan, en la “fiesta del enlucido”,  los habitantes de la ciudad, le dan una capa de barro para recuperar lo perdido durante la estacion de las lluvias

La portada está decorada con tres torres de once metros de altura rematadas cada una por un huevo de avestruz. Dentro de la mezquita habia un silencio que invitaba a la relajacion, la paz espiritual, etc etc

Pero a mi me parece que a este se le habia ido a la mano relajandose y se estaba echando una polaina de las de pijama y orinal.

Djenné se fundó en el siglo IX, y su situación estratégica junto al río Níger la fue convirtiendo en un punto esencial para las rutas comerciales. Es la ciudad mas antigua del Africa subsahariana. De esta ciudad me gusta todo. Empiezo a disfrutar desde que subo al ferry que cruza el rio Bani, para llegar a la ciudad.

En la ciudad sorprendimos a una familia durante la comida, gracias a Dios no nos ofrecieron, no vaya a ser que tuviera cebolla. Lo que hay en el plato es to, semola de mijo, el plato tipico de Mali

Bueno, os dejo con un par de fotos mas de la ciudad y seguimos hacia el norte por el Niger

Mas al norte está la ciudad de Mopti, principal puerto fluvial del Niger. Un desconcierto everywhere y a mí, que soy maniatico compulsivo del orden, pues claro, me afecta mogollon tanto desorden… es incluso peor que el paso fronterizo de Kousseri,entre Chad y Camerun (os he contado que viví alli…?)  que hasta el otro dia era, junto a mi mesa de despacho lo que yo consideraba el mayor caos del mundo.

Pinaza por el Niger a su paso por Mopti, no es por nada pero los atardeceres los bordo…

En el puerto nunca te sentiras solo, ojalá, siempre te acompañará una escolta minima de 20 vendedores inagotables. Si encima se creen que eres americano, como me pasa a mi por mi asombroso parecido con Steve MacQueen, pues tendras el doble de amigos…

Mas alla de Mopti, rio abajo estan Tombuctu, Gao, etc, pero por seguridad declinamos ir, ademas espero poder ir la semana que viene. En el camino por el Niger hacia el Norte estas son las aldeas, principalmente de etnia bambara que se van viendo. Todas ellas con su mezquita de estilo sudanes.

Asi que de ahi nos trasladamos al pais Dogon, a una hora de Mopti (si no pinchas, claro) y si vuelves  a pinchar otras dos veces, pues se tarda un poquito mas…

Pero eso os lo contare mañana que hoy je suis fatigué, que llevo todo el dia reunido velando por la paz mundial y ahora me voy a tomar un gintonic al peor garito de la ciudad, que necesito un poco de guerra

Hoy estoy melancolico y os quiero mostrar un poco como es el Sahara Occidental, nuestra  antigua provincia 53, uno de los sitios que mas me gustan del mundo. Me gusta tanto que he ido cada vez que he podido, y como he podido, en taxi, en coche, en moto en camion…no me cansaré nunca de ir

Vamos a recorrerlo por la costa, de norte a sur

La primera poblacion que te encuentras es Tan Tan,  cedida por España a Marruecos en el 56. Por aqui aparece el rio Draa que os contaba que desaparecia en Mhamid.

Es famoso el Moussem de Tan Tan, un festival de tribus nomadas que forma parte del patrimonio de bienes intangibles de la UNESCO. Por cierto Kitín, a ver que pasa este año con nuestras invitaciones, si me estas leyendo, manifiestate!

Seguimos hacia el sur y entramos en la zona de Cabo Juby,. Aqui destaca Villa Bens o Tarfaya, como querais llamarlo. Es famoso porque aqui vivió Antoine de Saint-Exupéry en 1927 como responsable de escala de la compañía francesa Aéropostal, que cubría en etapas la línea Toulouse-San Luis de Senegal. En la playa hay un momumento que lo recuerda

A mi me gusta mucho su playa, esta foto la tome alli en uno de mis viajes de vuelta a casa

Hay unos 10 barcos encallados, el ultimo fue en 2008, el Armas, con 113 pasajeros a bordo, que se salvaron gracias a la ayuda de los pescadores de Tarfaya.

Continuamos hacia el sur. Llegamos a la capital de la provincia, El Aaaiun, capital de iure de la RASD. Esta situada en el interior, a 28 km de la costa, junto al cauce seco del río Saguia el Hamra. La foto esta tomada desde la ciudad

En tiempos  tenia hasta un Parador, que inauguró Fraga, y todavia existe (el Parador tambien).  La parte colnial de la ciudad  tiene este color:

En la costa está la Playa del Aaiun, que bien pensado, es un playón de cientos de kilometros…

Ahora vamos hacia el oeste, de camino a Smara está la posicion de Edchera, donde la Legion sufrió una emboscada del Ejercito de Liberacion que le causó 43 muertos y muchos heridos. Aqui la Legion ganó sus dos ultimas Laureadas. Allí ya no queda nada…

Llegamos a Smara, la ciudad santa fundada por Ma el Ainin. el Sultán de los hombres azules. Es una ciudad muy conocida por su mezquita negra.

Retrocedemos hacia la costa, estamos demasiado cerca del gran Muro y de Tifariti, la unica ciudad saharaui que está dentro de los territorios liberados, asi que pasar de aqui no es facil. Hay demasiados check points y el paso esta prohibido.

Asi que bajaremos por la costa sahariana, que aunque tambien hay muchos controles, se puede pasar y es muy, muy bonita. Y para que veais que no exagero, ahí va una prueba

entre los acantilados, de vez en cuando, podemos encontrar algun poblado de pescadores

Me acuerdo que la primera vez que regresé a Villa Cisneros me costó seis horas de viaje desde el Aaiun en un taxi compartido (y tan compartido, como que eramos ocho en un taxi tuneado de 5 plazas) y casi no pude parar a disfrutar el paisaje. La verdad que durante el trayecto no disfrute ni del paisaje ni de nada…

por esta zona pasaban y pasan las caravanas de camellos, procedentes del mercado de Guelmin en direccion hacia Chinguetti…

Despues de pasar las minas de fosfato de Fos Bu Craa, la principal riqueza del pais, llegamos a Cabo Bojador. Este cabo fue una autentica meta de superacion para los portugueses navegantes del siglo XV. No se por qué, no hay gran cosa, solo dos polis escondidos que en dos ocasiones me han vez pillado con el radar, asi que pasaremos de largo, despacito

Si estais pendientes, por el camino a lo major podeis ver algun que otro Fenec, chacales, gerbos, e incluso alguna Gacela Dama ( aunque la gente que ha ido conmigo por Africa sabe que yo, por una gacela, no paro!…jeje)

Tirando mas hacia el sur, esta el premio gordo, la madre de todos los sitios, Dakhla (la entrada), la antigua Villa Cisneros. Pocos sitios hay como este en el mundo

Le entrada a la ría es, simplemente, espectacular. Arena blanca, mar asul, rocas negras, esto hay que verlo, yo no me canso. Me da pena no haber sabido captar la belleza de este lugar, lo que os digo, teneis que venir a verlo

Esta es mi caaaaaasa, la han pintado, le han subido la valla, etc etc , pero vamos, sigue siendo mi casita.

que tiempos aquellos, ojala pudieran volver

Nada mejor que curarse del ataque de nostalgia con un buen gin tonic y un homenaje de langosta o de  baila (pescado), o de las dos cosas en el retaurante Samarkanda, viendo pasar las Orcas a poca distancia, en la ria, y con El Aargub al fondo… Ah que recuerdos me cachis en la mar.

Bueno, otra opcion muy buena es hacer entre las dunas una barbacoa de gacela recien cazada. y luego que los majarreros (artesanos del metal) te hagan un colgante con el cuerno

Pero lo mejor son los saharauis que hay por allí. Desgraciadamente, cada vez hay menos saharauis y mas colonos. Los distingues de los marroquinos entre otras cosas, porque hablan hasania y español. No pongo fotos ni nombres por razones obvias, pero un abrazo para ellos, pronto haremos esa escapada por el desierto…

Dakhla es ademas la ciudad del viento, y eso ha motivado la llegada de surferos y kitesurferos, y demas perroflautas, y con ellos, algunos deportes de aventuras. Hay unos recorridos impresionantes con quad

Hacia mar abierto, esta la Punta de la Sarga, donde tambien podias ver imagenes como esta de la foto

En fin, con gran pena dejamos Dakhla, en las afueras hay muchas Jaimas de saharauis que van a pasar en ellas el fin de semana pescando y librandose del estress de la ciudad

Si paseais por aqui, seguro que os invitan a tomar el te con ellos. ya sabeis las tres tazas de té sagradas. La primera, amarga como la vida. La segunda, dulce como el amor. Y la tercera, suave como la muerte. Me encanta el ritual del té, y me encanta el té como a ellos, con mucha espuma

Vamos a seguir rumbo al sur, pasamos por El Aargub, al otro lado de la ria, y nos dirigimos hacia  La Güera, pasando por Bir Ganduz. Esta ciudad es vecina de la antigua plaza francesa de Nouadhibou en Mauritania. No hay carreteras para llegar, hay que ir a golpe de GPS. Se atraviesa el tren de minas de Zouerat, que con mas de 3km, es el tren mas largo del mundo. Por aqui te arriesgas a quedarte varado entre las dunas, y mas si vas en esto…

En la punta de la peninsula esta Cabo Blanco, donde todavia quedan colonias de la foca Monge. Esta foto la tomé tambien en la punta del Cabo

y tambien en esta zona está este cementerio de barcos

y ya para terminar este recorrido por la costa del Sahara Occidental, os dejo con un mapa para que podais ver el recorrido que hemos hecho


Buenos días desde Yibuti, ( seguro que alguno va  a tener que mirar en wikipedia ande esta esto), otro destino mas al que me he desplazado temporalmente en la cruzada contra las fuerzas del mal.

Esta vez, alguien, por fin, ha identificado mis necesidades vitales y me ha instalado en un puesto de mando acorde con ellas.
Así que os escribo desde la terraza de mi infinity pool confundida con el oceano indico, en pleno estrecho de Bab el Mandeb

La ciudad, antigua colonia francesa, no es la mas bonita de las capitales africanas en las que he estado, pero tiene su encanto. Hace poco se marchó la legión extranjera que con sus pantalones cortos, medias altas y el kepi blanco le daban mayor toque colonial. Ultimamente la ciudad se está haciendo famosa  porque muy cerca estan teniendo lugar los ataques de los piratas somalies

Unos piratas que secuestran barcos como estos jelbut de la foto,
para desde ellos, lanzar ataques sobre barcos tan grandes como este, con un par…


Al igual que en Yemen, o Somalia, a mediodía se paraliza todo, porque es la hora del khat, una planta que con efectos parecidos a la coca, pero mas suaves,  les hace olvidar todas sus penas, hasta el hambre. Y a mi también se me quita el hambre viendoles con la boca hinchada, verde y salivando.

Esta foto la tomé en Yemen, la pongo para que veais como se les queda la boca cuando estan con el Khat


Otra de las cosas curiosas de la ciudad es la decoración de sus dalla dalla, matatu, marsrutka o como se llamen sus transportes colectivos. Les ponen a los retrovisores unas fundas semejando flores, que parece como si Agatha Ruiz de la Prada hubiera pasado por alli, se hubiera puesto mustia a Khat poniendose como loca a decorar estos coches

Del resto de la ciudad, por si alguno esta pensando en venir por aquí de vacaciones,  lo que recomiendo encarecidamente, merece la pena visitar el mercado central y cenar y tomarse unas copas en la plaza de Menelik.
Ayer fue un día muy intenso. Viajamos casi hasta la frontera con Etiopía para ver el Lago Assal. Fuimos en un taxi local, en el que pasé mas miedo que cuando saltaba de los aviones por una mania del taxista de conducir sacando un pie por la ventana, a la vez que mandaba sms sin parar. Poco mas  tarde fuimos llevados a la policía por un problemilla, y finalmente promovimos un desorden local en el mercado… creo que todavía nos están buscando. Terminamos agotados, pero aun tuvimos fuerza para tomarnos la ultima en la plaza Menelik.
Con respecto al Lago Assal, es impresionante. Es la zona de agua con mayor concentracion de sal del mundo, un 40%, ademas es el punto mas bajo de Africa y tambien el mas caluroso.
debajo de la superficie, hay una capa de sal de hasta ochenta metros.

el lago se encuntra en la region de los Afar, que durante siglos han  comerciado con la sal, que trasportan a Etiopia en grandes caravanas de camellos.

en esta zona hay mucho volcan, mucha roca volcanica y gracias a Dios, acacias, muchas acacias. Tambien pude encontrar esta maravilla de Dracanea Draco, aunque los locales lo llaman, en un derroche de imaginación, árbol.


La parte mala del día, es que una vez mas he perdido mi ipone, ya llevo cuatro, uno en Chad, otro en Tanzania, otro en Florida y el ultimo en Yibuti, si consigo otro ipone, que lo dudo, al próximo viaje me llevare un zapatofono y dejare el iphone  en casita
Mientras escribía esto me han dicho que si, que tengo que regresar a casa, no es justo, me estaba adaptando muy bien a este nuevo puesto de mando. Voy a salir esta noche por la plaza de Menelik para ahogar mis penas en un gin tonic.

Mañana vuelvo al frío, me esperan nueve horas de avión, que se me pasaran eso,  volando.

Por fin tengo un rato para colocar la segunda propuesta del viaje

La primera parte es igual que la anterior, visita a Ait Benhadou, la noche en ouarzazate, asi que me la salto

La variacion está en que antes de llegar a Zagora, giramos hacia el este, en direccion a la gran duna de Merzuga, y luego regresamos a Ouarzazate por el norte haciendo un recorrido circular.

El camino a Merzouga es increible, salpicado de palmerales, formaciones rocosas, dromedarios, y en muchas ocasiones, nada…

Al final del diay llegariamos a Merzouga con tiempo para ver una puesta de sol espectacular, que disfrutaremos, gin tonic en ristre, viendo el impresionante color rojizo de las dunas.

En ellas podremos darnos un baño de arena, que nos dejará la piel como el culito de un bebé, no se si de liso o de sucio, porque despues de meterse ahi, pasan los dias y sigues echando arena…

Las dos siguientes noches dormiremos en una jaima, para poder disfrutar de las noches estrelladas del desierto, y que no nos podemos perder

Aqui ya sabeis, que yo soy mas de confort y me gustan estos sitios

Pero puedo convertirme por unos dias en perrofflauta y dormir en algo menos elaborado

Pero nunca nos faltara un buen fuego para charlar junto a el, y una copita de gin tonic

A la mañana siguiente haremos un recorrido por las dunas, lo podriamos hacer en amoto,

pero tengo que reconocer que aqeullo fue un infierno, asi que lo haremos en buggie y ya vereis hasta donde son capaces de subir estos cacharros

Despues regresaremos hacia Ouarzazate por otra ruta impresioanante en la que iremos a caballo del rio Draa

Pero antes atravesaremos los bosques de palmeras de los oasis de Erfud y Rissani

Aqui pararemos a ver el mercado local, e incluso si nos encontramos con estos , que les faltaba uno para el mus, echar una partida

Que pena porque el moussem (festival) de los datiles de Erfoud es ahora en octubre, y podriamos tomar los famosos datiles deglet nour, pero no pasa nada , porque si hacemos el viaje en mayo, nos acercamos al moussem de las rosas de Kelaa Mogouna, que esta muy cerca

Dormiremos la ultima noche en los palmerales de tinrerhir y visitaremos las Gargantas del Todra

Y regresaremos a Ouarzazate para coger el avion de regreso a casa

Y estas son mis propuestas. Espero que os hayan gustado. Ya  vais entendiendo porque está parte del mundo me ha llegado al higado (como dicen los bereberes, aunque parezca un pelín menos romantico). Pero esperar a verlo en directo…

Os presento un viaje a la zona sur del Atlas marroqui, que os va a encantar: la ruta de las Kasbahs. Como está tan cerca, me gusta escaparme por allí cada vez que empiezo a sentir que llevo demasiados días seguidos en la esclavitud del despacho, y necesito volver a desprender olor a choto, ver las dunas, los palmerales, los cielos estrellados, etc etc

El que se anime y quiera venir conmigo, que me mande un email, estoy abierto a todas las sugerencias de fechas, días e itinerario

Este es el itinerario numero 1:

Primer dia
Este dia llegamos al aeropuerto de Ouarzazate, de ahí, y antes de pasar por el hotel, iremos a visitar el Ksar de Ait Benhadou. Yo aquí me tiraría horas y horas… no en vano ha sido declarada Patrimonio de la humanidad por la UNESCO. No se puede pedir mejor inicio de viaje


Y esto es solo el inicio del viaje, que las emociones irán en aumento, prometido. Si tenemos tiempo, me gustar enseñaros la Kasbah de Tamdaght, muy cerquita de Ait Benhadou, por una pista que merece la pena recorrer .
Y con esto,  consciente de que no podréis soportar muchas mas emociones como ésta en un día, nos retiraremos a nuestros aposentos, en el interior de la Kasbah de Taourirt ,que por cierto, también es patrimonio de la UNESCO.

Aunque aquí nos espera otra gran sorpresa, porque el sitio en el que me gusta alojarme es un palacio impresionante situado en el interior de la medina, que no me entere yo que os falta de nada.
Me encanta cenar en la azotea y después mientras me aprieto un gin tonic, (que ya no bebo whisky dyc porque he madurado) me gusta ver el paisaje y escuchar al muecín recitar el adhan o llamada a la oración. Este momento es impresionante, me gusta esa terraza, de hecho me he quedado a dormir en ella en mas de una ocasión, (o eso, o en la habitacion con los ronquidos de Paquito, o los de Juan Luis)

Segundo día
Al día siguiente nos levantaremos con despertar natural (cuando el sol este en lo alto), ya que tampoco es necesario levantarse con la llamada a la oración de la madrugada, (que nos despertará…) y tranquilamente nos dirigiremos hacia el sur a caballo de los palmerales que acompañan al rio Draa.

Este río es el mas largo de Marruecos, y  como veremos, desaparece en Mhamid para volver a aparecer, tras 600km de recorrido subterráneo, en las playas de Tan Tan. (impresionante playa por cierto, algún día os pondré algunas fotos de Tan Tan y del resto de nuestro antiguo Sahara) y si alguien quiere, le llevo, esa zona si que es bonita…

Por el camino tenemos que hacer algunas paradas obligatorias
Primero en La Kasbah de Tammougalt, otra de mis preferidas, que by the way, también es Patrimonio de la Humanidad. Es un antiguo centro de encrucijadas de caravanas que venían del Africa subsahariana, con secuelas judías, bereberes y de esclavos negros de Níger, y Malí
Alguna parada para tomar el te, fijo que hacemos, sin prisas, (la prisa mata…)

Tambien podemos parar en la Kasbah deTamegroute. Un antiguo centro educativo y religioso, pero para mi, lo mas impresionante de este sitio es ver los pasillos obscuros donde viven. Esto también os va a encantar
Zagora, la puerta del desierto,

La Kasbah de Tinfou
Este sí que es el anticipo de lo que nos espera en el desierto
Y llegaremos a Mhamid con tiempo suficiente para ver el atardecer desde las dunas que hay cerca de un hotel espectacular que conozco, o incluso lo podemos ver desde las dunas del Erg Lehoudi (el judio de mhamid), muy cerca del pueblo, ya veremos
Tercer día
Antes de salir a las dunas del Erg Chegaga, os llevaré a un pueblo abandonado que hay cerca de Mhamid, junto al lecho del río, donde éste desaparece. El pueblo se lo esta tragando el desierto, y es una maravilla pasear por sus calles abandonadas.
Tambien os llevare a un mercado local, donde seguro que podré conseguir que os timen por tan solo la mitad en las compras que al final hagáis. De camino al desierto veremos acacias, pocas pero las veremos, ( o pongo la foto de una acacia o reviento)Cuando lleguemos a las dunas del Erg Chegaga, las patearemos un poco a pie, y si os animáis, se un sitio donde podemos alquilar unos quad, o unos buggies aunque con lo flojetes que sois, no os veo yo subiendo la duna…

Por supuesto nos quedaremos a dormir allí, a ver las estrellas, este día y esta noche para mi son el plato fuerte del viaje.
La noche la podemos organizar a mi manera, en plan pelagra, con bocatas ( de chope) y botellas de vino y gin tonic , etc etc
O un poquito mas sofisticados, a gusto del personal

De la noche, no os cuento mas, es mejor que lo veais con vuestros ojos

Cuarto dia

De ahí, regresamos sobre nuestros pasos a Zagora o Ourzazate donde pasaremos la noche o os dejare en el avión según horarios y para casa

Por supuesto, este itinerario lo puedo ampliar a un trekking por Jebel SagrhoO la gran duna de merzuga, y las gargantas del Todra, que ya lo veremos el proximo dia cuando os enseñe la opcion 2, que tampoco es nada nada mala, no se cual me gusta mas, porque no hacemos las dos del tirón?

Muy buenas a todos y todas.
Como sabeis, practicamente acabo de llegar de Africa y ya lo estoy echando de menos. Hoy voy a intentar explicaros, ayudandome de algunas de mis impresionantes fotos, las razones por las que me siento tan atraido por ese continente.
Aqui van las razones, a ver que sale
1.- Por que mis primeros años de vida transcurrieron en uno de los sitios mas bonitos de Africa y del mundo, Villa Cisneros, ahora Dakhla, un puertecito del Sahara Occidental, ahora desgraciadamente ocupado

2.- Supongo que por esta razon, y por todo lo que me trasmitieron mis padres de aquella aventura, es por la que tengo esa predileccion por los desiertos, aunque este de la foto no es un desierto propiamente dicho, (es la gran duna de Merzouga, en Marruecos )
La verdad es que en el Sahara Occidental te puedes encontrar algunos sitios increibles
Esta foto es un cementerio de barcos de Nouadhibou, en Mauritania, cerca de La Guera, en la punta mas al sur de nuestro antiguo Sahara.
O la playa de Cabo Juby, o Tarfaya como se llama ahora, aquí fue donde Saint-Exupéry atterizó y estableció la base de conexion en sus vuelos entre Senegal y Francia, y donde escribió su primera novela «Correo sur», y se inspiró para la de «El Principito»,

3.- Ademas en los desiertos puedes observar las noches mas estrelladas del mundo. Solo hay que buscar una duna como esta ( solo la duna) esperar a que llegue la noche y quedarse a dormir viendo las estrellas, pocas cosas hay mejores
y si encima tienes la suerte de estar tan bien acompañado como yo, muchisimo mejor

4.- Tambien me encanta Africa, porque siempre que voy me meto en lios, los atraigo, y eso me pasa porque no siempre acierto a diferenciar quienes son los buenos de los malos
Estos está claro que son buenos

y estos se ve que son muy malos, si te los encuentras en un mercado local, no te empeñes en hacerles una foto
5.- Otra cosa que me gusta de Africa es que puedes ver la naturaleza en estado puro, y desde muy cerquita…De estos nos hemos hartado de verlos en el Serengeti…

Incluso puedes conseguir una buena butaca con increibles vistas a la naturaleza, por lo menos así me sentia yo cuando iba a plantar en el Chad ( os he contado alguna vez que vivi alli?)
6.- Tambien me gusta que cada vez que voy para allá  siento que estoy haciendo algo util. no es que lo demas que hago no sea util, pero a veces me asaltan las dudas… De entre todos los sitios en los que he estado, de los que mas me han impresionado son los campos de refugiados de Darfur
7.- Tambien me encantan sus mercados, con sus colores, por mas que se empeñen en querer cobrarme diez veces mas el precio normal de cada cosa, no se como deben de averiguar que no soy de la zona. Alguno de los mercados mas famosos de Africa, a parte del zoco de Marrakesh, son el Merkato de Addis, el mayor mercado al aire libre de Africa o el mercado de Kejetia en Kumasi. Aqui os pongo alguna foto de los que mas me han gustado a mi. Este es el mercado de las bestias de Abeché

este es el mercado de Kousseri, en el Camerun

8.- Iba  a decir que tambien me encanta la comida africana, pero eso no se lo va a creer nadie. A la vista de lo que vendian en el mercado se entiende porque me pasé tantos meses tomando pollo a diario

9.- Otra de las cosas que me gustan mucho de Africa son los colores que tienen todas las cosas

10.- Me gusta que los climas sean siempre tan extremos.

Esto es una tormenta de arena en condiciones

11.- Finalmente, me gusta que todavia te puedes encontrar pueblos como los peul, los fulani, los Dogon, los Luba, etc, etc que viven todavia igual que hace 200 años, solo contaminados por los moviles, las parabolicas y las miles de camisetas del barsa,( ay que joderse)

La verdad es que estas son algunas de las razones por las que me gusta tanto Africa, pero cuando mas disfruto es contando batallitas a la vuelta, con una cervecita en el lateral.

Pues como dice el titulo, termina esta aventura

Apenas he dormido en todo este tiempo, solo de pie y en el camion, me he fisurado una costilla, tengo moratones y cortes por todo el cuerpo, mierda para aburrir, llevo dos meses sin hacer deporte, etc etc, pero, y lo que me he reido…

Ayer dejé a mi ultimo grupo en el aeropuerto de Kilimanjaro. Otro monton de nuevos amigos que he dejado camino de Zanzibar, mientras yo iniciaba el viaje de regreso a casa.

El ultimo dia, despues de salir del Ngorongoro, dimos un paseo en bici  hacia el Lago Manyara. Menos mal que en Africa no te obligan a ponerte el casco ese de ciclista, ni las mallas tan horteras, que tanto han perjudicado a la imagen de la humanidad, porque si no, me se de uno que no visita el lago

Y despues de eso, nos petroleamos hasta las patas, para despedirnos de Africa como es debido

Aquella noche fue la leche, de las mejores…

Otra de las noches memorables, un grupo durmió conmigo en el techo del camion, para poder contemplar un cielo estrellado increible, y ademas ver a las hienas que solian acercarse a nuestro campamento

Como esta hiena, cuya foto tome muy cerca de nuestro campamento de Ngiri, que apesar de haber comido ñu por la mañana, (un Mac Meñu segun Oriol), se acercó a nuestro campamento a ver que habia preparado nuestro cocinero Benson.

Tampoco me olvido de uno de los momentazos de este viaje, cuando en el Serengeti, subi a toda la gente al techo del camion para ver como el sol se escondia detras de una acacia al atardecer,  solo este ratito hizo merecer la pena todos los esfuerzoPorque han sido muchos esfuerzos, muchas horas de camion, muchos baches, mucho polvo, y sobre todo, mucho agua, porque en este ultimo grupo, nos ha llovido sin parar

y cuando en Africa llueve, llueve con rabia, como el dia que se me ocurrió llevar a la gente a ver el mercado de kissi, famoso por su colorido y bullicio, como se puede ver en esta foto

Como veis, estoy hecho un romantico, Africa me vuelve asi, menos mal que ésto se cura yendo un viernes de juerga por El Lateral,  con esos cachocarneconojos que tengo por amigos

Asi que aprovechare que todavia tengo la vena sensible para mostraros algunas fotos de los paisajes que tanto me gustan, y que tanto voy a echar de menos

 

Y, como siempre rodeado de muy buena compañia

No es un trabajo facil el de guia, todo el dia ejerciendo de Macho Alfa

En fin, que todavia estoy en el avion de regreso a casa, y ya empiezo a echar de menos todo.

No me olvido de nadie ni de nada de lo vivido en esta gran aventura, quedan para siempre esas largas horas de camion, esas fiestas en el Rhino lodge, o en Marera, Migunga, KSTC de Serengeti, lago Naivahsa, etc, aquellas noches estrelladas desde mi chill out o desde el techo del camion, a todos vosotros os doy las gracias por todos los buenos momentos pasados juntos, y por haber hecho que mi trabajo sea el mas facil y bonito del mundo y me lo haya pasado incluso mejor que vosotros

Y con esto me despido, pero solo es un hasta luego en mi blog, porque muy pronto me espera TOMBUCTU, pero eso ya forma parte de otro capitulo

Aqui estoy de nuevo
Otro grupo que se ha marchado a Zanzibar y me he vuelto a quedar solo. Estoy hecho un sentimental, cada vez me quedo mas triste cuando se van, me encariño demasiado con ellos. Estos tambien me han hecho pasar un viaje increible
Hoy voy a poner algunos bichos que si no, nadie va a creerse que estoy de safari en safari
Esta es una foto de la famosa gran migracion, donde dos millones de ñus, que ni son los mas listos ni los mas guapos de Africa, realizan un movimiento continuo entre el Masai Mara y el Serengeti. Estos que se ven, son solo un pequeño grupo que acaba de cruzar el rio Mara.

Esta otra foto, muy buena por cierto, (modestia aparte) es de un guepardo que se habia subido a un arbol para ver que habia para comer

o este bufalo, dandose un baño de barro en su spa particular

La verdad es que yo me canso un poco de ver tanto animal, a mi lo que me gustan son los paisajes y los pueblos que visitamos, asi que os voy a poner alguna foto reciente

Esta la he hecho, porque seguro que mi mdre se pone a pintarla en cuanto la vea

y aqui va otra de bicicletas

y como no, mis acacias, mi arbol favorito, sobre todo las del Serengeti

o estas masai, que de tantas veces que he ido ya a visitarlas, alguna se va a creer que estoy por ella

no se, no se,  voy a tener que dejar de frecuentar este poblado

El otro dia os contaba que el trabajo de guia nos exigia gran versatilidad, un dia hago de peluquero, otro dia poso como modelo, no se que mas se me puede pedir…

Por cierto, esta foto es un robao en el que estoy entre bueno y que te cagas, por fin una camara, la de mi querida amiga Campanilla, ha sabido captar mi verdadera belleza.

Tampoco es facil contentar a todos los pasajeros, todas necesitan atencion permanente. Este trabajo mio de guia es un sin vivir

Bueno, os dejo, como siempre con  alguna chica mas del grupo, como no, deesde el crater del Ngorongoro

Se me habia olvidado presentaros a Deborah, es mi camion, con ella paso la mayor parte del dia y de la noche

Me encanta dormir en su chillout, relajarme, disfrutar viendo las miles de estrellas y pensar en la suerte que tengo, por todo.
Auque hoy, como os decia, estoy triste porque se ha marchado otro grupo

besos

LAGO VICTORIA
Muy buenas a todos.
Por fin me puedo conectar a internet, no ha habido manera de conseguirlo antes. Muchas cosas me han pasado desde la ultima vez.

Con gran dolor de mi corazon, y por mas que les supliqué que yo donde mejor me desenvuelvo es en los hoteles de lujo,,. Tuve que volver a cambiar la ubicacion de mi puesto de mando en la playita por este otro, menos glamuroso. ! que poco dura la alegria en la casa del pobre!

Aunque tampoco me puedo quejar de las vistas que tenia desde mi otro puesto de mando en el corazon del Serengeti
Como por ejemplo, este amanecer

o estas acacias


Que pena que mi camara no pueda mostraros las miles de estrellas y los ruidos de los animales salvajes que veo y oigo desde mi tienda durante la noche, es impresionante.
Anoche y no exagero, dos leones se acercaron hasta nuestro campamento, no hice foto por si las moscas

Llevo un tiempo dando tumbos por Kenia y Tanzania con grupos de 20 personas, y la verdad es que estoy encantado, hasta ahora he tenido  mucha suerte con los grupos que me han tocado. Por fin gente que me pregunta, cuentame, tu estuviste en Iraq no? como fue aquello? Y yo empiezo con eso de : aquello fue terrible, una balasera, etc etc
Vaya grupo mas bueno que acaba de irse, no saben lo que les voy a echar de menos, ojala los siguientes sean como este, bueno, si acaso con mas chicas.
Esta foto es a nuestra llegada a Ngorongoro, como siempre, en muy buen compàñia, y perfectamente enmascarado de perroflauta

Mi trabajo como guia me exige gran versatilidad, hasta he tenido que hacer de peluquero

Hoy os adjunto unas fotos de la escapada al lago Victoria, en su parte tanzana, en un viaje que pese a que llegar cuesta unas 16 horitas de camion, siempre me merece la pena.
De camino al lago tuvimos que hacer una parada en la ciudad de Kissi para reabastecernos. En el mercadillo de la ciudad puedes encontrar de todo, desde autenticos polos Ralph laurant, hasta un cd con los grandes exitos de Georgi Dan, solo hay que saber buscar

Estuvimos en una aldea de pescadores que se encontraba en las orillas del lago, donde nada mas llegar fui adoptado por una niña pegada a un moco enorme, que no se descolgó de mi brazo ni un segundo, pese a mis llamadas de auxilio a las chicas del grupo.

Bueno, os dejo, el grupo se va mañana para Zanzibar y yo estoy a punto de regresar a Nairobi para coger al siguiente grupo, mañana colgare alguna foto mas de los poblados masais.

otra foto mas

y otro paisajillo mas, esta vez el ultimo por hoy


Por cierto, estos cabrones me han hecho emocionar , ayer celebramos mi cumple, que es mañana y me dieron una sorpresa
Lo dicho, que les echo de menos


y si a ellos les echo de menos, imaginaros a los de siempre y mas hoy, que es mi cumple…

Hasta mañana

Adjunto fotografia del lugar que he escogido para establecer mi puesto de mando. Aqui empiezo el dia con un desayuno buffet ligerito, tras una carrera de 50 metros que es el interminable pasillo que separa este lugar de mi villa. Por Dios, cuanto sufrimiento!!! Cuando acabará este infierno? necesito acción…

Jambiani, Zanzíbar
Empezare por aqui, que es algo que me ha encantado. En este pueblo las mujeres recolectan algas para venderlas a Japón, que creo que son los únicos habitantes del mundo capaces de comerse esta guarrada y mucho mas…
No ha sido nada fácil llegar hasta ellas, pues las recolectan en lugares mas o menos alejadas de la playa y por el camino se te llenan los pies de algas , y  a mi me da mucha aprension.

En fin, que he sufrido mucho para poder mostraros estas fotos tan chulas

 

aqui va otra

 

Esto esta de camino desde mi hotel hasta Jambiani, aquí podéis haceros idea de que el sufrimiento que he tenido ha sido mayúsculo.

La verdad es que las mujeres tienen un trabajo muy duro, menos mal que por lo menos el  agua esta calentita, que si tienen que hacer esto en la playa de nigran, donde todavía no me he conseguido meter mas alla de la rodilla, los japoneses se mueren de hambre

ese culito, que no me entere yo que pasa hambre…

No había nadie en la playa, asi que ganas me daban de despelotarme y tomar el sol a escape libre, no lo hice por si aparecía algún local de entre la foresta y me veía, que las comparaciones son odiosas.

y os dejo con una foto mia, para demostrar que las fotos no estan sacadas de google earth

 

besos y abrazos,  y a ver cuando me puedo volver a conectar

 

 

%d personas les gusta esto: