Ésta si que va a ser una entrada rápida, me refiero de blog, porque lo que es entrar en el país, lo dicho, misión imposible.

De Namibia nos teniamos que trasladar a Lubango en el sur de Angola. Ante la imposibilidad de conseguir el visado en la Embajada de Windhoek, decidimos intentarlo por el consulado de Oshakati en la frontera, que parecía mas fácil. (ja!)

!! Qué eficacia la del consul angoleño!!, que actividad, era un verle no parar que agotaba. Que majo era…..me caía mas bien…(el y la madre que lo parió…) .

No fue fácil “convencerle” para que ordenase al funcionario que nos atendiese, ya que el pobre, estresado, no daba abasto con tanto trabajo:

Tan sólo 18 horas después conseguimos que nos hiciera un hueco, a pesar de lo abarrotado de la sala de espera…

La paciencia de Jorge y una “propinilla” a la funcionaria (para que pudiera irse a la pelu) hicieron el resto para acelerar, aún mas si cabe, el proceso. El pobre cónsul seguirá cansado de aquél sobreesfuerzo.

Dos dias de espera después conseguimos el visado, aunque para mi ya era demasiado tarde

Lo demás que puedo contaros de Angola sería un corta pega de wikipedia, asi que lo dejamos para otra ocasión, que la habrá…

3 comentarios

  1. Maite Esteve Santos

    Jajaja!

  2. Manos largas

    Cuchara 4ever

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

%d personas les gusta esto: